ClickCease

¿Cómo Debes Proceder Para Realizar Un Exitoso TFG, TFM O Tesis Doctoral?

Te contamos los pasos que tienes que hacer para realizar tu TFG o TFM
    El trabajo final de grado (TFG), trabajo de fin de máster (TFM) o tesis doctoral, es el paso culminante de tus estudios universitarios. Hasta este momento has aprobado un determinado número de asignaturas a lo largo de tus años académicos, materias por las que te entrenaste para asumir los avatares de la profesión. Ahora llegó el momento de poner a prueba, en forma más o menos autónoma, esas habilidades y competencias que has logrado internalizar en todos esos años de tu escolaridad.

    Ahora bien, tú sabías de antemano que este requisito se te venía encima irrevocablemente, en el punto final de tu carrera universitaria, y, de aquí surgen varias preguntas claves: ¿Estás preparado para afrontarlo por tus propios medios? ¿Serás capaz de seguir las normas APA y cumplir todos los requisitos? ¿Podrás escoger tú el tema, y seguir una línea de investigación hasta alcanzar la conclusión o solución? Obviamente, lo mejor sería que tu respuesta fuese: SÍ. Pero lo más probable es que la inseguridad en ese momento, nuble tu entendimiento y por lo mismo, comiences a dudar de lo que has aprendido. Pues bien, no te angusties que eso les pasa a todos, y, finalmente, consiguen resolverlo. Cuando nos encontramos ante este momento de realizar el TFG, TFM o Tesis doctoral, es muy común que nos sintamos con incertidumbre y nos aborde la ansiedad, puesto que es un trabajo que tenemos que dedicarle muchas horas y profesionalidad para poder alcanzar el aprobado de tu trabajo universitario, y por ende, el ansiado título académico.  

    Completar este último requisito que es obligatorio para acabar tu ciclo de estudios, no te exige mucho más que poner en juego todo aquello que has aprendido. La clave, está en lo que te estamos mencionando justamente: “Lo que has aprendido”, y, “el conocimiento que has ido adquiriendo a lo largo de los años”. Si has podido llegar hasta este instante, lo más probable es que sepas más de lo que piensas. Entonces, solo necesitas poner en orden tus pensamientos y concentrarte en algunas capacidades que has desarrollado a lo largo de tus estudios universitarios.

    Escribir tu trabajo de fin de grado, trabajo de fin de máster o tesis doctoral, te reclama desarrollar un proceso en el que la sistematización del trabajo es vital para llevarlo a buen puerto. Entonces, ¿Qué es lo que tienes que recordar? En primer lugar, que la realización del TFG, TFM o tesis doctoral, debe estar apoyada en una estructura lógica y en este caso, todo comienza con, o, por la selección del tema que has de trabajar. Una vía para elegirlo es mirar en tu interior y descubrir cuál de todos los temas que has estudiado te seduce más y es por el que estás dispuesto a desarrollar el trabajo que te va a llevar al éxito.

    ¿Cómo y de dónde elegir el tema para el TFG, TFM o Tesis Doctoral?

    A lo largo de tus estudios, seguro que siempre has tenido una tendencia más o menos consciente a preferir, algunos temas que llamaron tu atención más que otros, aquí tienes un buen punto de partida. Comienza por revisar ese o esos temas y descubre cuál de ellos te es más afín, cuál te inquieta más, o, también, acerca de cuál tienes más información. Cuando obtengas esta primera respuesta, ya diste un paso muy importante.

    La elección de tu tema del TFG, TFM o tesis doctoral, es fundamental porque al identificarte con él, podrás dedicar tus energías y tu tiempo sin que te pese hacerlo. Le dedicarás horas y esfuerzo, ya que ese tema elegido es realmente una parte de ti y no hay algo que te inquiete más que encontrar las incógnitas y resolverlas, sobre un tema que te mantiene en vilo. Entonces, empieza por reunir toda la información que puedas acerca de ese tema elegido y piensa en esto: “Para saber, hay que saber”.

    Si quieres incrementar tus conocimientos acerca de esa temática, necesitas manejar en la mayor proporción, toda la información que te sea posible. Leer acerca de tu tema es como una conversación “en off” con los autores, y esa reunión, deberá estar constituida por todas las preguntas que sirvan para aclararte el panorama. Llegará un momento en el que tengas una pregunta sin respuesta, ahí es cuando tienes finalmente, un objeto de investigación. Es decir, la raíz y la base de tu TFG, TFM o tesis doctoral.

    Una vez elegido el tema del TFG, TFM o Tesis Doctoral, necesitas organizar los fundamentos de tu trabajo universitario

    Realizar el esfuerzo de investigación que te conducirá a la titulación, debe estar organizado desde un principio, de la manera más completa y segura posible. Necesitas para ello, satisfacer un relativamente corto, pero crucial, número de normas, como, por ejemplo, las directrices APA, que te van a facilitar enormemente todo el trabajo. Ten en cuenta los siguientes aspectos:

    El tutor que tienes asignado

    Es casi seguro que en esta primera ocasión, tú no puedas hacer el trabajo de investigación sin la guía de alguien. Por esto, vas a requerir de una persona que pueda hacer el papel de consejero durante el desarrollo de tu pesquisa, y, posteriormente, de la redacción del informe final. Una persona que tendrá que tener consigo ciertas “virtudes” que serán imprescindibles.

    Cualidades que debe tener el tutor de tu TFG, TFM o Tesis Doctoral

    La selección de la persona que pudiera dirigir tu investigación, es un asunto verdaderamente significativo. Un tutor sólo puede ser responsable de ayudarte a mantener tu investigación en curso, su guía consistirá en orientar tu trabajo y tratar de evitar que te desvíes o te pierdas en el camino, el tutor es solo eso: un asesor. Tu relación con él (o ella) tiene que ser empática para que la comunicación fluya, sin otro contratiempo que los rigores propios de la investigación.

    Un segundo elemento, pero no de menor importancia, es que el tutor, tenga algún grado de especialización en el área y sepa sobre tu trabajo. Si tiene experiencia en esa temática, podrá ayudarte a labrar un camino que conoce bien y sobre el cual sabe, desde ese mismo momento, muchas de las cosas que hay que saber. Su orientación te servirá para encontrar la mejor vía para llevar a cabo toda tu investigación con la menor cantidad de tropiezos.

    Hazte de un esquema provisional del trabajo universitario

    Con la ayuda de tu asesor debes elaborar un esquema básico de organización y distribución de la búsqueda de información. Este bosquejo inicial te servirá para mantener centrada tu búsqueda. Tienes que tener presente que es muy fácil perderse en el denso entramado de toda la información que existe acerca de un tema cualquiera.

    El trabajo final de grado, trabajo de fin de máster o tesis doctoral, es el resultado de una dedicada búsqueda y del procesamiento de la información. En consecuencia, este esquema inicial será tu “bitácora de navegación” durante el trabajo de la consulta de las fuentes. Esto no quiere decir que no puedas corregir, e incluso, cambiar su rumbo, solo pretende ser la base para la recopilación de toda la información que necesites o vayas a acatar a lo largo del estudio.

    Comienza a buscar y recopilar la información

    En este momento te enfrentas con la primera de las dos partes más arduas de toda investigación: la revisión de las fuentes y la recolección de la información (la segunda está constituida por el procesamiento de esa información). Tienes que ir a las bibliotecas, hemerotecas o al campo si tienes que hacer entrevistas o a levantar cuestionarios y comenzar a recopilar los datos que serán la base de tu reflexión. ¡Ármate con toda la paciencia del mundo!

    A medida que te vas empapando de la información tendrás que mantener un intenso grado de concentración para que puedas sostener tu atención sobre aquellos aspectos que sirven a tu investigación. En la literatura, hay muchísima información que puede interesarte, pero no toda esa información es útil para tu trabajo específico. Entonces debes estar atento a aquello que necesitas para tu hilo argumental y, sobre todo, ser precavido con las partes que no te gusten y que no te van a ayudar a seguir con la investigación.

    Ha llegado el momento de procesar la información recogida

    Esta etapa de la investigación quizás sea la más importante, puesto que, a partir del procesamiento de los datos recogidos, vas a producir el conocimiento que siendo el centro y resultado de tu trabajo, tendrás que mostrar en su redacción final.

    En esta etapa de la investigación tienes que procesar dos factores claves:
     1) La incógnita inicial de tu investigación y que ha permanecido en cada página del TFG, TFM o tesis doctoral.
    2) Las hipótesis que te habrás planteado como respuesta provisional al punto anterior. 

    La información que has recopilado tendrá que servirte por un lado, para responder a la duda, incógnita o problema central de la pesquisa, y, por el otro, servirá como elemento de contraste para confirmar o desmentir tus hipótesis de trabajo. Como resultado del trabajo de procesamiento de la información habrás de llegar como consecuencia natural, a las conclusiones derivadas de tu investigación.

    Has terminado la investigación, ya tienes tus resultados. Ahora te corresponde redactar el trabajo final de grado, de máster o tesis doctoral

    Para poder hacer la presentación de los resultados de tu investigación ante los evaluadores tienes que cumplir con el penúltimo de los pasos necesarios: la redacción del informe final. La redacción de las conclusiones no es, exactamente, más fácil que el haber llevado a cabo toda la pesquisa. La escritura representa un esfuerzo distinto al de la investigación; sin embargo, requiere igualmente de un cierto esquema de presentación.

    ¿Qué debe contener tu escrito final del TFG, TFM o Tesis?

    En términos básicos tu informe debe tener tres componentes:
    1. La Introducción. En ella debes exponer con una extensión no muy amplia, tanto el procedimiento que empleaste para la investigación como sus ideas más importantes.
    2. El Desarrollo o despliegue de las ideas fundamentales. En esta sección te corresponde exponer ordenada y coherentemente los componentes clave de tu investigación. En ella presentas, de manera descriptiva todas y cada una de esas ideas junto con sus correspondientes elementos demostrativos o pruebas.
    3. Las conclusiones. Esta es la parte final, representa el cierre de toda tu investigación. En ella, ratificas las conclusiones a las que has llegado e igualmente las presentas en forma sintética y precisa.

    Por supuesto, tendrás que agregar detalles adicionales como: el Índice general, el índice de gráficos si los hubiere y la lista de las fuentes consultadas ordenadas como bibliográficas, hemerográficas, electrónicas y documentales.

    Realizar el trabajo de fin de grado, trabajo de fin de máster o tesis doctoral, es un arduo trabajo que se transforma en horas de estudio y de investigación. Si piensas que no llegas a tiempo, que una parte se te ha complicado y no sabes por donde abarcar la información, podemos ayudarte en elaborar cualquier punto de tu TFG, TFM o de la Tesis. Tenemos doctores especializados en todas las ramas académicas, por lo que contarás con profesionales en todo momento. Contacta con nosotros si quieres obtener más información y te resolveremos todas las dudas que necesites. 
    Cupon descuento comprar tfg tfm
    Lunes a Jueves de 09:00 a 20:00. Viernes de 9:00 a 18:00.
    [email protected]+34 910 052 581+34 678 371 052
    × ¿Cómo puedo ayudarte?